Te enamoras de un proyecto, lo ocupas

reset

Hace más de un año me tropecé con esto y decidí no perderle la pista. Olfateaba de lejos y con curiosidad a ver qué se movía. Julio de 2011, primera visita a Barna y ahí estaba Alba(natz), periodista y escritora. Pequeñina y callada. Nos vimos unos pocos minutos. En aquellos días las prioridades eran otras. Empezamos a hablar (virtualmente, que es lo mismo que hablar a secas) y poco a poco vimos por dónde íbamos cada una y nos gustamos. Curiosidad mutua. Y en septiembre la charla ya fue más larga y éramos tres –Schinmm también es protagonista de esta historia- y las neuronas se interconectaban sin necesidad de mucho: resetredsocialsorpresaproyectohabráquepagarrisasesoesfácil.

Han sido muchos meses y han pasado muchas cosas. Una de ellas es que aquella curiosidad y el olfateo dieron paso a la implicación, el cariño y el respeto máximo hacia una soñadora y curranta, que tiene tanto de lo primero como de lo segundo. También apareció Guillem con la cámara pegada al ojo y buenas sonrisas. Hubo cafeses, conversaciones interminables, bailes, cañas y algún que otro mojito trasnochado en sus dominios de extrarradio.

Soy #periocida porque nos regalamos el término en una noche de esas para enmarcar.

Amor. (H)amor dicen muchas y me apropio del término hoy. Porque la “madre” del cordero nos ha permitido invadirle la casa y habitarla. Y nunca va a tener ni idea de todo lo que se lo agradezco. Porque me hacía falta algo así, porque renuncié a mi profesión convencida de que lo que hacía no era periodismo y desencantada del panorama que me rodeaba. Pero hay opciones. Hay gente que se arriesga y no le da miedo jugar(sela). Y a partir de ahora sólo hay que seguir dando pasos. Vamos juntas. Yo de este carro no me apeo.

La gente que a mí me gusta es la que está “loca, con ganas de todo al mismo tiempo” y ella cumple los requisitos.

Demos la bienvenida a The Reset Project

 

 Titulo del post robado a Carol de éste. ¡Viva el copylove!

Boomerang respuesta de Albanatz: Comadronas

Comenta lo que quieras